Morir * Susana Argueta

Espera, no me sueñes, porque habré de partir en plenilunio, en el atardecer del deseo, en mi eterno devenir. Mis manos te rozan todavía, te alcanzan y, entonces, susurras. Pero he de morir como tu canto al alba. No me dejes dormir tú, mi único vaivén, mi somnolencia, la gota que mi vaso derrama.

Haiku 2 / Daniel Cerrato

HAIKU Estás aquí suave en la luz: minutos, ahoras, Vida. Poema del libro “Arquitecturas Interiores: Poesía de Desarrollo Personal”, Editorial Angels Fortune Editions

EN LA ORILLA

  EN LA ORILLA   Tu traje de vestir rojo transparente, que mi alma en lujuria envuelve, si es que te ves desnuda como un regalo de la suerte, que cualquier mortal deseara poseerte, oh, bello duende, de tez clara y ojos celestes; junto a la barca, te deshaces de las bragas y me invitas…

Seguidillas –Daniel Olivares Viniegra–

  Poesía   Con los ojos vendados, atrapar a un gato (negro) dentro de una habitación oscura.   Antipoesía   Gato (encerrado) y poeta. Un ojo bien aguzado –al menos– alguno de ellos habrá de traer. *  

Garúa & Flama

Parecía una noche perdida, un partido con tintes de empate pero con ocasiones… y la mujer de blanco se adelantó en el marcador provocando la prórroga. ¿Quién provocó la expulsión? apresuradamente se marcharon sin hacer declaraciones a la par que la lluvia y el rocío regaban sus ideas y marcaban sus tupidas huellas. Les sobraba…

PROPÓSITO PARA AMARTE

Propósito para amarte Quererte con la locura de alguien que ama con la razón al no tener otro propósito que vivir de su corazón. No tener sensatez, olvidar el pasado encontrando una luz que me guíe cada instante. Ocultar a mis ojos la inteligente derrota, sintiéndome ganador y nunca perdedora de la batalla. Siendo fiel…

Haiku 1 / Daniel Cerrato

HAIKU Poema del libro “Arquitecturas Interiores: Poesía de Desarrollo Personal”, Editorial Angels Fortune Editions Velocidad, todo está lejos para quien tiene prisa.

DESDE UN TINTERO LLAMADO CORAZÓN

SIGUE CONMIGO Hablo de ti, de mi escrito en nubes de verdad que llueven el sentimiento. Hablo de ti, de mi inspiración agazapada por miedo a confiar De quién hablaré si no encuentro otro sosiego. Otro motivo no hallo que la simbiosis del eco de tus letras y mi pensamiento. Hablo de ti, literatura, letras…