LA ABURRIDA – Addel Córdova.

La que tachas de aburrida porque no le gusta el alcohol y odia el cigarro, la que te molesta cuando pide permiso para salir, la que no le gusta llegar tarde a casa, la seria que no baila con cualquiera y nunca enseña más de la cuenta.

La que ama la luna y las noches bohemias, la que le gusta leer y disfruta de la naturaleza, la que persigue sus sueños y no descansa hasta alcanzarlos, la que tiene planes para su vida y no sólo para un fin de semana, la que sonríe ha pesar de estar rota, la que te quiere y que tú todavía te das el lujo de irte y regresar cuando quieres.

Esa mujer es la que vale la pena, vale los días, vale la vida, valórala antes de que se canse, se vaya y la des por perdida.

© Addel Córdova

ESPEJISMO/Remedios G. Tenza

“ESPEJISMO”

Tormenta en un cuadrado
donde muchos
mueren asfixiados.
Espejismo.
Trampas mortales
para humanos extraviados.
Formas de luces extrañas
Y mi yo doliente
clama al cielo…
reserva de agua fósil.
Una huella mendiga.
En columna de a dos
mis pupilas ven colores.
Entre océanos de arena
versados, cien cúpulas
de espejismos
de territorios cromados.

Remedios G. Tenza

Desacato a mi gravedad * Susana Argueta

Dejo que el mundo ande

y me hundo en el silencio líquido de mi esencia,

delineando

cada uno

de los trazos negros

de mi origen lejano.

Cada letra me parece igual a la anterior;

debo romper los espacios.

Flotar es un oficio de sombra y luz,

un desacato a la gravedad de mi sino.

No vuelo,

levito,

me soy translúcida

y miro a través de mis manos.

Soy más que aire,

transpiro eternidad.

VAGAROSA -Eduardo Ramírez Moyano-

Los versos me revelaron las cadencias de tus siluetas, tan bien esculpidas tras las estelas de las estrellas y los cometas.
Luego, fuiste noche clara en el fragor del fuego del deseo, niña de amor y Luna de plata cuando te veo.
Más tarde, el firmamento creó coral en tus pestañas e infinito en mis anhelos, antes de convertir lo ignoto en algo nuestro.
¡Ay, vagarosa! ¡ Hoy brilla tan nívea la Luna por ti, niña hermosa!
El rocío te rodea y la escarcha te destaca, entre amalgama de flores se regodean tus fragancias. A veces, peces de doble cola cruzaron eones para engalanar nuestros amores, vinieron seres de todas las distancias y abismos para hacer de la vida su lirismo.
¡Ay, vagarosa! ¡ Hoy está la luna llena por ti!
¡Y eso es más de lo que yo pueda decir!