LA AMISTAD ENTRE NOSOTROS

No esperes que te cuenten el final, lee… Cuando llueva lee, lee esa agua que deslizándose por el paraguas te hace escuchar el sonido de las letras de ese bonito poema. La brevedad de leer un rayo de sol y que su brillo te diga lo cálido de la palabra escrita. Lee, lee la nota…