Poesía Viajera. Oaxaca.

Noches de  Oaxaca ¿No oyes los ruidos nocturnos? El gato, las aves, las hojas arrastradas por el aire Los restos de vida entre las paredes de una blanca casa Las voces de eternos vientos golpeando los cristales Nuestros luminosos días llenos de risas y conversaciones intrascendentes Los roces amorosos entre sábanas y pesadas cobijas El…

Tlacamazatl

Épica lucha: venado y hombre espacio mítico de miradas, de luces, encuentros y prodigios; tu carne, mi alimento divino, Dios Venado, Hombre Eterno.